Primer banco especializado en inversión.

Gestión patrimonial, mercados de capitales y servicios de inversión.

Vive la pasión de los mercados

El gráfico semanal: El Dow entra en números rojos


Dptos. De Contenidos Y Mercados De Renta 4
(Research)

28 feb 2023


El CAC francésal que dedicábamos nuestra sección el martes pasado, tras haber superado sus máximos históricos de todos los tiempos, ha bajado esta última semana un 2,2%, en un contexto generalizado de recortes de las Bolsas, ante el temor de que la inflación repunte y la Fed deba subir los tipos de interés más de lo esperado. 

Pese a ese recorte, el CAC mantiene una subida desde el pasado uno de enero superior al 11%, algo que no puede decir el Dow Jones, que tras la caída de esta semana, que es ya la cuarta semana consecutiva de descensos, ha pasado a los números rojos al bajar el 1% en lo que va de año. 

Ese mal comportamiento del Dow en el inicio de año contrasta no solo con el del CAC y con el de los principales índices europeos, que en general acumulan subidas del 10% en lo que va de año, sino también con el del índice tecnológico Nasdaq, que a pesar de haber tenido también una fuerte corrección del 3,3% la semana pasada, sigue subiendo el 8,9% en lo que va de año. 

A la hora de encontrar explicaciones a este peor comportamiento comparativo del Dow, podríamos pensar que el Dow simboliza la ?vieja economía? de compañías tradicionales, una economía que irá a menos en el mundo posdigital del siglo XXI. Pero si miramos la composición del Dow vemos que entre sus miembros están algunas de las grandes tecnológicas, como Apple, Microsoft, Salesforce, Cisco, IBM o Intel, empresas que han configurado el presente y, sin duda, van a configurar el futuro. 

También es miembro del Dow, Amgen, la biotecnológica independiente más grande del mundo, y asimismo otras grandes compañías miembros del Dow, como Walmart, Johnson & Johnson, Walt Disney, American Express, Nike, o 3M, no son directamente empresas tecnológicas, pero se han sabido adaptar al mundo que viene y competir en él. 

Sería incorrecto, por tanto, etiquetar al Dow como un índice representativo de la vieja economía. Hay una explicación más sencilla para entender el mal comportamiento comparativo del Dow este año 2023, que deriva del propio Gráfico que adjuntamos. En él se ve como a partir de abril de 2020 con la pandemia, el Nasdaq inicia un despegue vertical, impulsado por la enorme liquidez inyectada al sistema financiero tras el Covid y por la fascinación que suscitaron las empresas tecnológicas, que entraron en una espiral alcista irracional, muy similar a la de 1.999 con las llamadas empresas ?punto com?. 

En el 2022 esa ?fiebre tecnológica? se corrigió en gran medida y el Nasdaq cayó un 33,1%, mientras que el Dow Jones solo cayó un 8,8%. En enero de 2023 las Bolsas han vivido fugazmente el sueño de una vuelta a los tiempos de la liquidez barata y abundante. Al calor de unos buenos datos de inflación de diciembre, se pensó que la Fed volvería a bajar los tipos de interés y a suministrar generosamente liquidez. Pero el repunte de la inflación en enero ha despertado a los inversores del sueño del dinero barato provocando una severa corrección de las Bolsas. 

El Dow Jones no subió en enero tanto como el Nasdaq o como los índices europeos, y ahora, al corregir las Bolsas, ha entrado en negativo. Pero tal vez esa corrección, sobre todo si va a más en los próximos días, nos esté dando una oportunidad. Así lo ha entendido Warren Buffet, cuya compañía Berkshire Hathaway, según se ha publicado este fin de semana, tiene como principales posiciones precisamente a varias compañías miembros del Dow Jones, como Apple, Chevron, Coca Cola y American Express. 

Como decíamos en nuestro Gráfico semanal de 30 de noviembre de 2020, publicado justo cuando el Dow Jones superó por primera vez en su historia los 30.000 puntos, si a largo plazo los beneficios de las buenas empresas siempre crecen, estar en empresas tan importantes como las que forman parte del Dow Jones sin pensar en los vaivenes del corto plazo, puede ser una buena opción para quienes, como Warren Buffet, inviertan de verdad a largo plazo.


INFORMACIÓN LEGAL

El presente artículo de opinión no presta asesoramiento financiero personalizado. Ha sido elaborado con independencia de las circunstancias y objetivos financieros particulares de las personas que lo reciben. El inversor que tenga acceso al presente artículo de opinión debe ser consciente de que los valores, instrumentos o inversiones a que el mismo se refiere pueden no ser adecuados para sus objetivos específicos de inversión, su posición financiera o su perfil de riesgo ya que éstos no han sido tomados en cuenta para la elaboración del presente artículo de opinión, por lo que debe adoptar sus propias decisiones de inversión teniendo en cuenta dichas circunstancias y procurándose el asesoramiento específico y especializado que pueda ser necesario.

Ver más...

Suscribirse

Registra tus datos y te mantendremos actualizado vía E-Mail.

He leído y acepto las condiciones legales


Solicitar asesoría personal